Niños indigos : una niña de dos años con un alto ci

Georgia Brown, una niña de dos años, es la pequeña más brillante que ha conocido en su vida un experto en este tipo de niños que destacan por algún don, tal y como informa este lunes el Daily Mail.

Empezó a gatear a los cinco meses y a los nueve ya andaba. A los catorce meses, ya se vestía sola. “Empezó a hablar muy pronto. Con 18 meses ya mantenía una conversación”, asegura su madre, la señora Brown.

Con un año, se presentaba de esta forma: “Hola soy Georgia, tengo un año”. A esa edad “ya se sabía poner los zapatos. Incluso cuando fueron a ver La bella y la bestia dijo a sus padres: “no me gustó Gastón (el villano). Era arrogante”.

Al ver su capacidad intelectual, la madre de Georgia empezó a preocuparse por su educación. Se puso en contacto con el profesor Joan Freeman, un psicólogo especializado en la educación, para que le aconsejase. Éste sometió a la niña a un test para ver el cociente intelectual que tenía y la sorpresa fue cuando descubrió el dato: un IQ de 152, muy por encima de lo normal (en un adulto son 100 puntos).

Con estos resultados, Mensa, una organización para personas con elevado cociente intelectual, invitó a Georgia a unirse a ellos.

Además, su madre asegura que “no se cree que es mejor y más lista que cualquiera. Es una niña encantadora”.

La niña más joven de Mensa

Mensa es una sociedad que agrupa a personas con un elevado cociente intelectual y una niña de dos años se ha convertido en el miembro más joven de la organización.

Con apenas 24 meses, y una inteligencia muy por encima de la media para su edad, Elise Tan Roberts puede recordar el nombre de 35 capitales del mundo e identificar los tres tipos de triángulo.

Su cociente intelectual es 156, por encima del de muchos genios de la matemáticas, como Carol Vordeman’s. La niña, originaria de Edmonton (en el norte de Londres) es capaz, además, de deletrear en voz alta su nombre, leer las palabras “madre” y “padre” y recitar el alfabeto.

Conforme a sus estatutos, Mensa acepta a personas con alto conciente intelectual que tengan más de diez años, aunque con Elise han hecho una excepción debido a sus dotes espectaculares en comparación con su etapa de desarrollo. Su presidente, John Stevenage, se ha mostrado encantado de recibir a un nuevo miembro en el club y de guiar a la prematura superdotada en su desarrollo durante los próximos años.

Elise Tan nació en diciembre de 2006 en Londres. Elise, su madre, ha declarado al diario británico Times que desde el principio supo que su hija era diferente. Y su padre, Edward, espera que su primogénita continúe aprendiendo tan rápido como hasta ahora.

Mensa fue creada en 1946 en Inglaterra y tiene unos 100.000 socios en todo el mundo. Su nombre procede de mensa (en latín “mesa”), en recuerdo a la “mesa redonda” del Rey Arturo, y entre los miembros más famosos que han pertenecido a la sociedad están los del novelista y divulgador científico Isaac Asimov o el físico Stephen Hawking.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *