Reencarnación : Más allá del tiempo

El título de éste artículo intenta mezclar, de alguna manera, la creencia de que podemos viajar en el tiempo con la filosofía tibetana de la reencarnación. Para empezar, sería apropiado explicar, pese a que muchos ya conozcan lo que significa el término reencarnación, que existe una creencia proveniente de la cultura oriental, especialmente de la mitología Brahmánica y que tiene que ver con la vida eterna del Alma, con nuestros sueños cotidianos, y con vivir varias vidas en cuerpos diferentes.

Desde tiempos remotos, el hombre, a través del pensamiento, ha intentado comprender el verdadero significado de la existencia de la humanidad, prestando especial interés en lo que ocurre cuando el cuerpo ya ha cumplido su ciclo en éste mundo. En otras palabras, lo que sucede después de la muerte. En ésta búsqueda, el hombre se topó con la existencia de una entidad invisible e inmaterial que poseen todos los seres vivos: El Alma. Este ente es un denominador común en todas las filosofías y religiones de la historia, y en la mayoría de los casos es “Eterna”, con excepción de algunas doctrinas filosóficas, como la epicúrea, en donde el alma existe pero al estar formada por unos átomos especiales, no es inmortal.

La trascendencia del Alma

Muchas creencias, entre ellas, la religión católica o el Islam, comparten la creencia de que existe, luego de la muerte, una especie de purgatorio. Un lugar desde el cual las “almas” aguardarán a ser juzgadas por “Dios”, según distintos parámetros. Ambas religiones difieren un poco en lo que sucederá luego de dicho juicio, sin embargo, en esencia, la Muerte simboliza el fin definitivo del paso “del alma eterna” por esta Tierra.

Para otras creencias, como es el caso de la las religiones llamadas Brahmánicas: El Hinduismo, El Budismo o el Jainismo, el alma “reencarna”. Es decir vuelve nuevamente a la tierra con otro cuerpo. La reencarnación es una especie de ciclo que se repite, una y otra vez hasta que la misma logra “aprender” aquello para lo que fue enviada en éste nivel. Lo aprendido será su único pasaporte a otro nivel de aprendizaje. En ese nuevo nivel, el alma comenzará otro ciclo de reencarnaciones y así sucesivamente hasta llegar a ser “uno con Dios”. Según el Hinduismo existen siete niveles que recorrer antes de que un alma sea capaz de fundirse con Dios.

Hasta aquí, creo no haber aportado nada interesante al asunto, ya que estimo que muchos de los lectores sabrán, incluso más que yo, de que trata su propia religión. Sin embargo, la lectura reciente de un libro, ha provocado que mi imaginación navegue por los confines del existencialismo, para encontrar muchas preguntas y ninguna respuesta clara, aunque SI numerosas intuiciones.

Pero para comprender mis pensamientos, habría que conocer, al menos, una parte de mi idiosincrasia; Aquella que se refiere a los temas del credo.

Nací en el seno de una familia no muy religiosa. Mi padre se confiesa creyente de Dios, pero jamás fue a la Iglesia. Mi madre es una ávida lectora de libros relacionados con la reencarnación, la filosofía hindú, el Yoga, … y aunque estoy seguro de que ella cree realmente en todo eso, el mandato familiar heredado pesó para que yo fuese bautizado durante mis primeros meses de vida, y de allí en más, transitara por todos los sacramentos de iniciación cristiana.

Del mismo modo, yo he hecho lo propio con mis hijos, aunque sinceramente, sin estar completamente convencido de la veracidad de su significado. Durante la adolescencia participé de un grupo juvenil en la iglesia de mi barrio y más tarde en el ministerio de canto. Mi paso por la iglesia fue breve, y tengo muy bellos recuerdos de él, pero, de algún modo, aquella experiencia no logró satisfacer mi necesidad de respuestas espirituales.

Durante mi adolescencia, mis primeros acercamientos a la filosofía hindú fueron a través de libros como “El Tercer Ojo”, de Lobsang Rampa y por las fábulas de Richard Bach; “Juán Salvador Gaviota”, “Ilusiones” o “Ningún lugar está lejos”. Más tarde y motivado por experiencias personales en el campo de la meditación, leí un manual de procedimiento para realizar viajes astrales, el cual recopilaba técnicas empleadas por un experimentado espiritualista; Sylvan Muldon. También he sido un apasionado a la historia de la filosofía, además de haber estudiado matemáticas en la Universidad de mi ciudad. El resto de mi cultura ha sido forjada por la literatura fantástica o de aventuras, al mejor estilo de “las Mil y Una Noches” y de versos y cuentos románticos de autores tan conocidos como Becquer o Lord Byron. También leo mucha ciencia ficción.

Puede que tal vez la consecuencia lógica de absorber ideas de lo más discímiles, sea el que mis pensamientos se encuentren algo perdidos en un océano colmado de confuciones, sin embargo mi intuición indica que debe existir algo. Que debemos creer en algo! – Ya que sería muy triste dejar de “existir”, sin la esperanza de descubrir que nuestra consciencia trasciende más allá de las fronteras de la muerte; Incluso cuando después de aquel hecho los recuerdos se desvanezcan. Nietzsche expresó alguna vez que un gran pensador había muerto sin fe ni esperanzas, y seguramente él también, con su inalcanzable intelecto, correría más tarde la misma suerte que su docto amigo.

Pero al dejar atrás su cuerpo mortal, seguramente descubrió aquello sobre lo que filosofó tanto tiempo, aunque esta vez sin posibilidad de contarnos los pormenores desde el más allá.

Una de las creencias que podría hacer propia, es la de la existencia de los viajes astrales. Mi propia experiencia en torno a éste tipo de prácticas me indica que podría existir esa escencia inmaterial que parece salir del cuerpo en ocasiones muy particulares. El Alma. A quienes les interesa leer más sobre éste punto les recomiendo leer: Cataplexia O Parálisis del sueño

Cuando soñamos viajamos en el tiempo?

Aun cuando ésto les pareciera extraño o absurdo, los sueños en general, podrían estar relacionados con el alma, y por ende con otras vidas!… Si. vidas pasadas. O futuras, tal vez? – Por ejemplo: Cuantas veces alguno de ustedes soñó con un hermano, o un amigo, y éste en el sueño tenía otro rostro, pero ustedes sabían con certeza de quien se trataba?. Según el Psiquiatra Brian Weiss, autor del Best Seller: “Muchas Vidas, Muchos Maestros”, en nuestros sueños podríamos recordar sucesos de nuestras vidas pasadas. Ultimamente no sueño mucho o si lo hago, no logro recordarlo. Realmente esto me preocupa ya que intuyo que en los sueños se encuentran muchas más respuestas a mis preguntas existenciales sobre la vida, que en la vigilia misma.

Como puede ser que alguien adivine el futuro… Puede ser que lo haya visto en sus sueños? – Y no me vengan con que no se conoce ningún caso de alguien que haya podido anticiparse al futuro. Solo basta con leer alguno de los libros de Julio Verne, escritos hace casi 200 años, y ver con sorpresa que el autor supo con holgada antelación un gran número de acontecimientos importantes para la ciencia y la tecnología de su futuro. Puede haber incidido con sus libros en la mente de los futuros inventores?. Personalmente me inclino más a creer que de alguna manera Verne veía el futuro. Al igual que él, otros escritores dejaron plasmadas sus predicciones en papel, mientras que posiblemente otros adivinos anónimos hayan existido y nunca nadie sabrá de ellos.

Recientes comentarios que han escrito en éste sitio sobre lo “Astral”, han reavivado mi interés por escribir algo sobre el tema.

8 thoughts on “Reencarnación : Más allá del tiempo

  • Hola!

    Agradesco sus articulos tan interesantes soy una admiradora de su trabajoy su pagina web.Hace algunos anos lei un libro de un escritor espanol el cual describia unas experiencias vividadas sobre viajes astrales las cuales fueron producto de una de sus investigaciones personal ….la verdad no recuerdo muy bien pero me parece que era como una bebida que tomaba la que le llamaban la soga del muerto.Si tiene alguna informacion le agradesco que la publique.

    Saludos

    • Hola Rosalia, no se con seguridad si lo que tu describes como la soga del muerto pueda ser una bebida alucinógena o algo parecido a ello. Algunos autores aseguran que la parálisis del sueño suele experimentarse cuando el cuerpo está cansado en extremo o cuando se encuentra bajo los efectos de cierto tipo de drogas, como pueden ser analgésicos fuertes o relajantes. En las culturas indígenas, existe una tradición o ritual que consiste en aspirar el humo que desprende la lava volcánica encendida. Con ésto, se debe lograr alguna especie de vulnerabilidad para experimentar desprendimientos del alma. Algunos descendientes de Indios autóctonos de las cierras de comechingones, lo practican habitualmente y me han invitado a celebrar éste ritual que no recuerdo ahora mismo como se llama.

      En otras culturas antiguas como la Egipcia, los Faraones y la élite dominante utilizaba rituales semejantes para mantener controlada a la población. Para tal fin, se celebraban fiestas paganas y se drogaba a los fieles, induciéndoles visiones para legitimar que existía una fuerza superior en la que creer.

      No me extrañaría que en la actualidad existan todo tipo de sustancias alucinógenas, entre ellas la que tu citas anteriormente que sirvan de ayuda para experimentar éste tipo de sensaciones.

      Lo que no puedo asegurar, es que dicha experiencia tenga lugar porque exista el Alma o porque nuesro cerebro bajo los efectos de la droga sea capás de experimentar cosas que de otro modo no podríamos.

      Cualquiera de las opciones no deja de ser sorprendente!

      Saludos y no dudes en compartir todo lo que aprendas con nosotros.

  • Es posible que en algunos casos el esperimentar estas experiencias o creer experimentarlas sea efecto de algun alucinogeno,pero de que existen,existen osea como experiencias que transienden el cuerpo por asi decirlo y me gusto mucho leer ese pensamiento sobre la vida que creo que decia dejar de existir seria muy triste,creo que no hay argumento mas valido que ese simplemente que seria tonto dejar de existir,solo tengo 21 años pero no creo en nada en particular en ninguna religion establecida aun asi creo en dios y solo sigo mi instinto para ir por el camino el cual se diria que es el correcto,esta vida es solo un paseo un paseo para aprender cosas que en realidad no se para que sirven pero que en realidad(valga la rebundancia) en el momento de lamisma muerte y teniendo la suerte de llevar una vida digna(ni siquiera por religion sino que por simple sentido comun sabes que si obras bien tendras un acogedor lugar adonde llegar y donde se supone que esta dios y podras preguntarle todo lo que queras y aun asi creo que sera insuficiente.),nadie tienen la razon en estos asuntos pero siempre te puedes poner en blanco y dejar que simplemente tu mismo casi por una inercia rara llegues a lo correcto,supongo que preguntarse por la vida y si hay cosas mas trasendentes tiene sentido y solo queda la fe que no tiene nada que ver con la religion es algo que todos poseemos y es el arma mas fuerte que existe por asi decirlo.
    nada mas que agregar solo decir que fue muy interesante leer el post y disculparme por la falta de acentos en el comentario que me da flojera agregarlos,saludos.

  • El artículo es interesante, pero le digo a Theo, que ya sabe de alguien que conoce cosas del futuro… y a Riv, sabés que estuve en el seminario. Allí había un aspirante, verdaderamente un santo, que relató que tenía una particularidad: Muchas noches, permanecía en la cama, como si durmiera, pero estaba conciente.Cuando chico esto lo aterraba, porque no podía hacer nada, ni pedir ayuda, ni moverse, ni taparse , si sentía frío. Lo tomó como una señal de Dios, así que se propuso imitar al Santo de Asís y al propio Cristo. Al tener edad suficiente ingreso al Convento. Cuando confesó esto al Padre Maestro( Superior del Postulantado), sin más lo echaron, no cuadraba para ser sacerdote; “era un enfermo mental”…. Que fuera un buen cristiano, pero en la vida civil.
    Ya más grande supe que es un trastorno genético, que impide-en condiciones especiales- la conectividad entre dendritas y axones.

  • Yo creo en al reencarnacion.Esixte un truco para saber cuantas vidas pasadas has bibido solo hay que sumar las cifras de la fecha de nacimiento por ejmplo:
    la fecha 1982 suma 21 seria 21 reencarnacion o que esa persona ba por la 21.
    algunas otras fechas son engañosas en las personas cuando por ejemplo la fecha 1980 que suma 18 y hasta 21 vidas le faltan 3 reencarnaciones mas a apesar de que a nacido en el año 80 y no en el 83.Otras fechas como 1983 suman 22 que a pesar de ser 1 cifra mas que el año 82 suman una bentaja de 22 reencarnaciones 1 mas a pesar de que esa persona nacida en esa fecha alla nacido 1 año despues de lo estimado.Otras fechas que sirben de jemplo son:
    Nicolas copernico se ha reencarnado 15 vidas pasadas hasta la ultima bez la proxima sera 16.
    Michelangelo Buonarroti se ha reencarnado 16 beces y ba camino de 17.
    Antonio vivalvi se ha reencarnado hasta ahora 21 vidas ba camino de 22.
    Georg F.Händel son 19 reencarnaciones las que bibio camino de 20.
    Arthur schopenhauer se ha reencarnado 17 beces y ba camino de 18.
    Victor hugo lleba 11 reencarnaciones camino de 12.
    Johann strauss padre lleba 13 reencarnaciones la prosima sera 14.
    Federico chipin solo lleba 10 reencarnaciones camino de 11.
    henrik ibsen lleba 19 reencarnaciones camino de 20.
    pierre renoir lleba 14 vidas camino de 15.
    nicolai rimski lleba 17 vidas camino de 18.
    Maximo gorki lleba 23 vidas camino de 24.
    enrico caruso lleba 19 vidas camino de 20.
    Maurice Ravel lleba 21 vidas camino de 22.
    Albert eistein lleba 24 vidas camino de 25.
    Luis Buñuel solo lleba 10 vidas camino de 11.
    John steingbeck lleba 12 vidas camino de 13.
    pier paolo palosini lleba 14 vidas.
    Jerry lewis lleba 20 vidas.
    harry belafonte lleba 19 vidas.
    Gabriel Garcia Marquez 19 vidas.
    Mihail gorvachov lleba 14 vidas.
    Yuri gagarin lleba 17 vidas.
    rudolph nureyev lleba 21 vidas.
    Liza minelli lleba 20 vidas.
    William hurt 15 vidas.
    Como beran son ejmplos de las reencarnaciones que lleban cada uno busquen las sullas y no pregunten en internen cuantas son porque el codigo genetico de la fecha de nacimiento lo dice claro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *