La Misión Don Quijote

LA ESA (Agencia Espacial Europea), Ya a principios del 2005 anunciaba lo siguiente:

La Agencia Espacial Europea (ESA) ha seleccionado dos asteroides conocidos como ‘2002 AT4? y ‘1989 ML’, para su misión ‘Don Quijote’ de desviación de trayectoria de ‘asteroides evolucionando cerca de la Tierra’ (NEO).

El equipo ‘Conceptos de punta’ de la Agencia estudia en detalle esta misión, explicó la ESA en un comunicado.

Será la primera etapa hacia el desarrollo de un dispositivo de lucha contra los impactos de asteroides, ‘una de las raras catástrofes naturales que nuestras tecnologías pueden prevenir’, destacó la Agencia Espacial Europea.

Según la nota, el Grupo consultivo sobre las misiones NEO (NEOMAP) facilitó a principios de 2005 a la ESA un informe sobre la elección de blancos para las futuras misiones europeas de reducción de riesgos de colisión con un asteroide.

Este documento ‘define los criterios que presiden la selección de un asteroide blanco e identifica dos objetos que responden a la mayor parte de esos criterios’, los de momento denominados ‘2002 AT4? y ‘1989 ML’.

ESA cuenta para la misión con dos vehículos espaciales que recorrerán trayectorias interplanetarias distintas.

Uno de ellos, ‘Hidalgo’, deberá colisionar contra su blanco mientras que el otro, ‘Sancho’, llegará previamente a sus proximidades para situarse en órbita a su alrededor durante varios meses y observarlo antes y después del impacto.

El objetivo es detectar ‘toda modificación ulterior de su trayectoria’, precisó la ESA, que prevé el comienzo de los estudios industriales ‘muy próximamente’.

Subrayó, al respecto, que el pasado diciembre pudo calcularse la órbita de un asteroide de unos 400 metros de diámetro, ‘2004 MN4?, que presenta probabilidades de ‘un encuentro próximo’ con la Tierra en 2029 más elevadas que de costumbre.

Estudios posteriores permitieron confirmar que ‘2004 MN4? no producirá ninguna catástrofe en la Tierra en 2029, pero, ‘aunque improbable, una colisión en una fecha ulterior no está totalmente excluida’, indicó la ESA.

Para los estudios destinados a conocer mejor el movimiento y los riesgos de los asteroides, de los que existe ‘una variedad muy grande’, la ESA seleccionó a ‘2002 AT4? y a ‘1989 ML’, pero la decisión de cuál de los dos recibirá la visita de los vehículos espaciales ‘Sancho’ e ‘Hidalgo’ se tomará en 2007.

Ninguno de esos dos asteroides presenta riesgo alguno para nuestro planeta, de acuerdo con la ESA.

El comunicado precisó que ‘2004 MN4?, oficialmente bautizado como 99942 Apophis, se acercará a la Tierra a una distancia de 32.000 kilómetros, la más pequeña nunca registrada para un objeto de su talla, y cruzará la órbita en la que evolucionan la mayor parte de los satélites meteorológicos y de telecomunicaciones.

Este año (2011) el Diario ABC, re produce nuevamente una noticia ya publicada en 2008:

La misión espacial Don Quijote, un experimento para investigar cómo se podría desviar un asteroide que se dirigiera a la Tierra, está en suspenso, pendiente de las decisiones políticas que se tomen en los próximos meses, ha asegurado hoy en declaraciones a Efe el astronauta Pedro Duque.

El proyecto lo lideran las empresas españolas Deimos Space, a la que representa Duque, y EADS Casa Espacio, en cuyas instalaciones de Madrid se ha celebrado hoy un seminario sobre la misión, seleccionada en “fase A” por la Agencia Espacial Europea (ESA).

Duque considera que el riesgo de impacto de un asteroide sobre la Tierra es pequeño, pero sus efectos podrían ser “catastróficos”, y es “obligación” de los poderes públicos y las industrias disponer cuanto antes de los métodos y las tecnologías de prevención adecuadas.

Misiones como Don Quijote, ha añadido, es una de las pocas acciones que puede realizar la humanidad para cambiar su destino, aunque reconoce que está resultando difícil incluirla en las “cajas” presupuestarias de las grandes agencias espaciales.

Miguel Belló, director general de Deimos Space, ha explicado a Efe que la misión, que de momento está “en suspenso” pendiente de las decisiones políticas nacionales y europeas, consiste en el envío de dos naves, “Sancho” e “Hidalgo”, para “aprender” a desviar un asteroide .

La sonda “Sancho” llegaría primero para recopilar los datos y estudiar las características del asteroide, como el campo gravitatorio, la masa o la estructura interna.

Seis meses más tarde llegaría Hidalgo, con una masa de unos 400 ó 500 kilos, que impactaría contra el asteroide a gran velocidad y lo desviaría “muy poquito”, y todas las mediciones posteriores serían de “gran ayuda” para saber cómo actuar ante un peligro real en el futuro .

Para el experimento se elegirá un asteroide identificado como de “sin riesgo de colisión” con la Tierra y de unos 400 metros, ni muy grande, ya que hay que poder moverlo, ni muy pequeño, porque sería más difícil acertar en el blanco.

Belló ha dicho que si el proyecto “comenzase ya” estarían listos para lanzar las naves en el 2011 ó 2012 porque técnicamente ya han visto que es factible y están preparados.

La misión “completa”, ha dicho, costaría entre 200 y 300 millones de euros, pero se podría realizar una versión precursora “reducida”, con unos 80 millones, enviando una sola sonda que midiera la trayectoria del asteroide con “grandísima” precisión.

En el mundo existe una red de seguimiento de asteroides y otros objetos cercanos a la Tierra (NEO), a la que pertenece el Observatorio Astronómico de Mallorca como el máximo representante español, que constantemente publica nuevos hallazgos.

La probabilidad de impacto de los NEO con la Tierra se estudia diariamente y se publica en webs, como la de la NASA o NeoDys, y en las que, por ejemplo, se comprueba que la posibilidad de que impacte el asteroide Apophis es “como tener dos décimos de lotería para el sorteo de Navidad y que te toque.

Podemos decir, que finalizando el 2011,, casi no podemos advertir la presencia cercana de estos grandes asteroides y menos hacer algo ante inminentes catástrofes. Se habla mucho, pero no se hace nada.

Recopilo por: Manlio E. Wydler

4 thoughts on “La Misión Don Quijote

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *