Una obra literaria sitúa a la Alántida en el Mar Egeo

Con más de quince años de investigación, Paulino Zamarro Sanz, explica su elaborada teoría en el libro: De Gibraltar a la Atlántida, en cuyas páginas tratará de convencernos que el legendario continente perdido; La Atlántida, se encuentra localizado en el Mar Egeo.

De las investigaciones realizadas, se deduce que la Atlántida estaba situada en torno a las actuales islas Cícladas, tenía una extensión de unos 5300 km2 y desapareció bajo las aguas hacia el año 5500 a.C.

Localizacion de la Atlantida en el Mar Egeo

La tarea ha sido ardua y ha requerido más de 15 años de intensa investigación, apoyándose, muchas veces, en hallazgos realizados por especialistas que no supieron interpretarlos, siendo el mérito fundamental de esta obra el haber logrado establecer dichas correlaciones, es decir, darse cuenta e interpretar el por qué de las cosas y como se relacionan entre sí, aunque a veces estuvieran tan distantes como lo están el estrecho de Gibraltar del mar Negro, o fuera necesario que transcurrieran miles de años, para que la tecnología aportara datos irrefutables.

Pruebas directas:

  • Los grandes deltas sumergidos del mar Mediterráneo, sugieren que dicho mar estuvo estabilizado a 90-100 m de profundidad.
  • Restos de playas en el mar Negro a 60 m de profundidad.
  • El umbral del estrecho de los Dardanelos está a 60 m de profundidad.
  • Las pruebas del carbono 14, realizadas en los sedimentos del mar Negro, determinan que dicho mar cambió de salinidad repentinamente hacia el año 5500 a.C.

Pruebas indirectas:

  • Similitud entre las lenguas vasco-ibéricas, etrusco y bereber, solo justificables suponiendo la existencia de un istmo en el estrecho de Gibraltar.
  • Protohistoria: Los mercenarios jonios (procedentes de las islas Cícladas), que se establecieron en Sais en el siglo VII a.C. debieron ser los que llevaron la leyenda a Egipto. En dicha leyenda se basó Platón para hacer una crítica a la política de su tiempo.
  • Mitología: La leyenda de que Hércules rompió el istmo de Gibraltar, seguramente se basa en un hecho real.
  • Herodoto: Además de las Columnas de Hércules situadas en el estrecho de Gibraltar, Herodoto cita otras Columnas de Hércules entre el Peloponeso y la isla de Creta.

Génesis de la formación y desaparición de la Atlántida.

El cambio de salinidad del mar Negro, solo es explicable con un istmo en el estrecho de Gibraltar que perdurara hasta casi el término de la última glaciación. La posibilidad de que el istmo se rompiera en el Plioceno y se volviera a formar de nuevo es inviable sin la intervención de la tectónica de placas, debido a que las corrientes suscitadas por las mareas impedirían la deposición de sedimentos, por lo que su permanencia solo fue posible debido a que los sedimentos fueron sellando la fractura que se estaba originando en dicha época al tiempo que se estaba produciendo.

El istmo posibilitó que el nivel del mar Mediterráneo se estabilizara a unos 90-100 m de profundidad, mientras que durante milenios, el nivel del océano Atlántico osciló entre los 130 y los 17 m de profundidad. El istmo alcanzó durante este periodo una anchura máxima de 30 km, coincidiendo con la máxima intensidad de la glaciación, decreciendo más tarde, aunque ganando en altura hasta que, la aceleración del proceso de calentamiento de la Tierra y del ascenso del nivel del mar (se estima que ascendía a un ritmo de unos 2 cm/año), hizo que se rompiera el istmo y que las aguas del océano Atlántico irrumpiesen violentamente primero en el mar Mediterráneo y más tarde en el mar Negro, donde hicieron cambiar repentinamente la salinidad, pasando de ser un lago de agua dulce a un mar de agua salada.

La gran isla Atlántida, que se había formado en el mar Egeo, desapareció repentinamente durante esa gran inundación, elevándose el nivel del mar unos 78 m, más otros 17 m hasta alcanzar el nivel actual, los cuales tardaron en alcanzarse unos 1500 años. Las llanuras central y del sur de la gran isla desaparecieron bajo las aguas en dos o tres días debido a su pequeña altitud, aunque el resto de la isla tardó en desaparecer unos 35-40 días; el mar Negro tardó en llenarse algo más de un año. En el año 4000 a.C. el mar estaba ya estabilizado y se puede dar por concluida la glaciación. De la Atlántida solo quedaron las cimas más altas, es decir, las actuales islas Cícladas, en las que la tradición oral debió conservar la leyenda hasta que fue recogida en Egipto.

One thought on “Una obra literaria sitúa a la Alántida en el Mar Egeo

  • Nunca puede estar en el Egeo,porque según Platón basado en el relato de Solón estaba más allá de las columnas de Hércules(Gibraltar).Mi teoría es que está en las Canarias donde hay pirámides.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *