Profesor universitario afirma haber fotografiado hadas reales

Un profesor universitario afirma haber fotografiado hadas volando por el aire en un campo británico.

hadas

John Hyatt, de 53 años, dice que su serie de fotos que fue tomada durante los últimos dos años, demuestra la existencia de éstas diminutas criaturas aladas en el Valle de Rossendale, Lancashire.

Hadas o truco fotográfico?

Hadas Reales

Hyatt, Director del Instituto Manchester de Investigación e Innovación en Arte y Diseño (MIRIAD) de la Universidad Metropolitana de Manchester insiste en que sus fotos son genuinos y no han sido alterados de ninguna manera.

Cuando leemos éste tipo de noticias relacionadas con las hadas, inmediatamente se nos viene a la memoria el recuerdo del conocido fraude de Las hadas de Cottingley (1917).

2 thoughts on “Profesor universitario afirma haber fotografiado hadas reales

  • Debates

    El primer sonido irradió la división al comienzo del cosmos. Las palabras, los términos y los significados nos confunden. De ellas dependemos para intentar negociar dentro de este tejido complejo que llamamos realidad. Las ideas son también cifras, productos de ecuaciones numéricas, son átomos que se fusionan dándole nuevas formas a unidades vivientes, a los sistemas y a su música. Todo así gira alrededor de algo que lo sustenta y que lo motiva.
    Era la mañana de un lunes, la fecha, aunque milagrosamente la recordase no seria importante mencionarla. Recién llegaba al ciber, abrí la puerta, esperé mi turno, me señalaron la maquina identificada en la parte superior con el número 13. La pantalla se encendió y marqué la dirección del email. El primer mensaje recibido tenia escrito el siguiente titulo “Quedan pocos cupos para el primer viaje a Marte.” Quien lo diría-Pensé- en un tiempo veíamos mas lejana a la Luna. Ahora los burguesitos pretenden salvarnos en su Paraíso, su desierto rojo y frio, tras las paredes herméticas de las aldeas mecánicas y virtuales., tenían esa visión, o mejor dicho, descaro., una oportunidad mas para hacer negocios. Los pasajeros pagarían la exorbitante suma para abordar el viaje durante 7 meses. Asuntos de turismo estelar, caprichos exóticos, sus derroches… Atrás dejarían al planeta Tierra, abandonada a merced de sus avaros negocios, alimentados por el avance de la Gran Maquina que marcha triturando, y envenenan a los mares con sus productos. Jamás se les ocurrió a los adelantados progresistas la idea de mirar los problemas esenciales y buscarle solución. Tenían el poder. Ellos eran la Maquina. Pero se ganarían muchos enemigos y descenderían sus enormes finanzas.
    Después de ver la web en donde exponían un post sobre las supuestas propiedades anti cancerígenas del limón y la guanábana, pasé a otra. Superaban en número los insultos a los aportes ofrecidos en el foro virtual. El tema de discusión era “Los beneficios de la alimentación vegetariana” Los vegetarianos y omnívoros polemizaban sobre su perspectiva moral en cuanto si era bueno o malo el consumo de la carne. No tardaron en aunarse al foro bromistas que, saboteando el espacio de debate con comentarios disparatados, sumaron mas caos al caos. Igualmente, sin revisarlos, el resultado seria el mismo en el foro patrocinado por una celebre marca de dentífricos, donde exaltaban con gracia hechos escandalosos protagonizados por los artistas del yet set (detalles triviales también ocurridos dentro de los mismos medios de comunicación que los pregonan).
    En el siguiente mensaje me enviaron un acceso directo. Su fecha, si no me falla la memoria, era de un sábado 18 abril del año 2009. Una mujer de identidad incógnita daba su testimonio acerca de los fraudes cometidos por un poeta sin, se hacia llamar Johnny Ruedas, quien inventando mitos sobre su vida asumía las ajenas, envolvía a sus victimas en la maraña, en la tela de araña, la tejía condimentando el sebo con unas cuantas fotos falsas en que se mostraba joven y guapo, les enviaba falsos poemas de amor, (plagiados de poetas inéditos y olvidados) Sus novias, prisioneras ciegas de sus datos falsos con que las convencía con la idea de que amaba a la libertad. El les prometía que les enviaría un email para felicitarlas en los días festivos, jamás cumplía su promesa, así era el caso de ella, no recuerdo si eran 6 o 7 años que llevaba en ese culebrón, no llegaba jamás la postal virtual de Semana Santa ni la de Navidad. A Johnny Ruedas le gustaba hacerlas esperar, y para nada, y eso le causaba un placer enfermizo, asunto de psicópatas que presumen de Dios, supongo. Frustró a muchas y las condujo al suicidio. Y Johnny Ruedas lo celebraba en secreto. Les decía en pensamientos: mueran, muéranse por mi ¿De verdad que soy irresistible? ¡Soy todo un galán! Llegaban ocasiones en que se hacia la victima frente a sus novias, se hacia el melodramático, creando para ello todos los mitos posibles. Presumía de humilde, oportunamente nunca funcionaba su web cam, se sentía enfermo y frustrado, el era el único bueno. Después de su cuento conmovedor terminaba pidiéndoles un pequeño favor: Quería sexo, y gratis, por internet, o por teléfono., Pero el no gastaría de su saldo, quería que lo llamaran a el. El jugaban con ellas a consolarlo con sus mejores poses frente a la web cam. Les decía: Mastúrbate aquí, tócate allá, ¿cómo se siente?, ¿tienes juguetes?, ¿cuánto te falta para acabar? El día siguiente salía publicada la vergonzosa escena en varias paginas webs donde los adictos usuarios cancelaban una suma de dinero online por tarjeta de crédito para descargarla. ¡Se lucraba el sentimental! El poeta sin rostro, jamás se mostraba el personaje. No daba nunca su dirección, ni su nombre real, ni siquiera su tipo de sangre, no se podría saber si era de la roja, de la azul o de la fría. Todo lo que decía era la verdad ¡y punto! Valiéndose de amenazas e insultos anulaba las dudas de sus novias. En los foros y redes sociales se divertía creando la cizaña. La mujer incógnita finalizaba su escrito alertando a las victimas y perdonándolo a él., a quien ama, y por que es su E.T encarnado con que creció en su mundo de sueños. Pero no podía permitir que siguiera haciéndole daño a gente inocente. (¿?) Ya no sabia en que creer.
    Todo aquello me recordaba el conjunto de comentarios generados alrededor de uno de los gurús, maestros, profetas o supuestos canalizadores de enviados de otros planetas. Esos que tenían un mensaje urgente que entregar, y también vender. En el foro polemizaban acerca de sus libros, muy vendidos, los cuestionaban como ilegítimos y fraudulentos. No tardaron a relucir sus fanáticos en su defensa, sus comentarios parecían poesías sublimes, le agradecían un gran progreso espiritual al bonzo. Entre los comentarios redactaré uno que me llamó mucho la atención.
    Mi papá se llama Henry Cova. Igual que Henry Cova, el escritor. Bueno, les confieso, hay algo que me inquieta desde hace mucho: naci el 6 de junio de 2006, no tuve contacto con el, salvo cuando tenia 7 años. Lo vi solo por 10 minutos. Me dijeron: “Este es tu papa”, y listo… Desde ese día me fui a trabajar con la esperanza de volver a verlo. Me dejó de regalo una escopeta, unos datos para jugar a la lotería y unos folletos panfletarios. Pasaron años, y de repente me asaltaron unas ideas suicidas. Ahora que sigo leyéndolo, al escritor, como que me preocupa mas. Personas allegadas a mi se suicidaron (cinco en total) y yo también quería hacer lo mismo, casi coincidimos, pero no insistí mas en querer ser el último, ni ocupar el sitio que le deparaba al primero, ninguno me dio un ejemplo alentador. Gracias a Dios se adelantó otro y eso me ayudó a despertar de mi letargo místico, en el 2003, año horroroso, como que resucité. En el 2008 estaba restaurado, ya no soy consumidor de ese tipo de literatura adictiva. Ahora solo escribo movido por estas extrañas coincidencias.
    Unidos en la mas densa blancura y en los colores de la pantalla, bailaban acompasados de las partituras tocadas por las estrellas anónimas. Eran como copas en manos de locos. Todos dormían, todos soñaban. Los debates no habían llegado a su final todavía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *