Encontró a Jesús en un enano de jardín

Inesperada respuesta a las plegarias de una mujer de Lynnville, Tennessee. O, tal vez, broma, casualidad o delírium trémens de pareidoia. El asunto es que encontró en su “enano de jardín” una figura que, según dice, tiene EL ROSTRO DE JESÚS Y UN TORSO FEMENINO.

Misteriosa estatua de Jesus adentro de un gnomo de jarin

La joven, Heather Andrews, de 27 años, dijo que su amiga de la adolescencia, Jillian Pozzi, siempre le regala enanos de jardín, pero como una broma, desde la primaria. “Me regala gñomos, intermitentemente, para hacerse la graciosa”, contó a ABC News.

Tiempo atrás, Pozzi le regaló a Andrews tres enanos de cerámica y una taza. Cuando Heather llegó a su casa e intentó sacar los gñomos de su auto, uno de ellos se cayó al pavimento y se rompió en varios pedazos. Al levantarlos se dio cuente de que había algo raro en su interior. Una figura, fusionada y formada por el mismo material que el del interior del gñomo, desde la cabeza hasta los pies, pero con la cara de “Jesús”.

Jesus enano

Heather, que recibió la atención de varios medios locales, dice que no está segura de que se trate de “Jesús”, así que decidió llamarlo “Pedrito”.

Las dos amigas decidieron romper otros gñomos a ver si encontraban otra figura similar, pero nada. Entonces, dice, SE PREGUNTA SI NO ES UNA SEÑAL. “No sé cómo explicarle a la gente, porque si digo que vi a Jesús en un enano de jardín van a pensar que estoy loca”, contó Andrews al diario de Tennessee.

La muchacha armó una página de Facebook dedicada a “Pedrito, el gñomo”, que espera le ayude a encontrar respuestas del origen de la figura. Por ahora, lo único certero es que “Pedro” fue hecho en China y que cuesta U$S 19,99.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *