Una mujer viaja por Europa buscando rarezas en Google Maps

¿Has visto alguna vez algo extraño en Google Maps y has deseado viajar hasta ese recóndito lugar para ver exactamente lo que hay allí? Pues no hace falta gastar un dineral para quitarte la duda: se lo puedes pedir a Diane y ella irá por ti.

Diane Rabreau es una mujer francesa que se dedica justo a eso: a recibir peticiones de todo el mundo que tenga dudas sobre lo que ve en Google Maps. Puede ser un árbol que parece que está flotando en la nada, un techado abandonado en medio del campo, o una isla que solo aparece en el modo satélite del servicio.

Diane no solo va a ese punto. También escribe una entrada en su página web en la que explica cómo ha sido su viaje y graba un vídeo para que el que ha hecho la petición pueda desde una perspectiva de primera persona lo que se encuentra en el lugar ‘misterioso’.

Por ejemplo, alguien le preguntó por un extraño triángulo que se puede ver al norte de la isla de Sicilia. “¿Es el campo de beisbol más grande de Europa?” era la duda de esta persona. Diane, ni corta ni perezosa se dirigió hacia allá y documentó su viaje.

bc6d9170-8c7f-11e4-8950-6d5b813dae73_dianenavidad

Sobre el terreno, Diane descubrió que el lugar no tenía nada que ver con un campo para practicar deporte. Se trataba de una mina que pertenece a una cementera. Los propios mineros le dijeron que eran consientes de que desde el cielo su centro de trabajo podía parecer otra cosa diferente, pero que la forma triangular se debía a elementos prácticos -así es más fácil extraer piedras- que a otra cosa.

Como dice el artista Till Roeskens en la página web de Diane, “en el nuevo imperio de Google, nos parece que podemos conocer todo el mundo sin levantarnos de nuestra sillas, sin mirar más allá de nuestros ordenadores. Por supuesto, esto no es cierto. Y espero que nunca se convierten en realidad. Incluso en la vista detallada y satélite, el mundo sigue siendo extraño y desconocido. Para poder ver de cerca ese mundo desconocido, Diane Rabreau está lista para levantarse de su silla y ser tu exploradora”.

Diane explica que su trabajo es “un servicio individual, un juego al que quiero jugar”. También cuenta que sus primeros viajes fueron solo por Francia y Bélgica, pero que gracias al patrocinio del Festival Internacional de Cine de Rotterdam, pudo ampliar su rango de acción a toda Europa. Así que no cobra a nadie de los que le otorgan misiones.

3091c6c0-8c80-11e4-96a4-61ad5f30847a_diane

El festival holandés estrenó en su edición de este año un documental que narra su aventura. El proyecto se titula ‘Destination Europe’, y en el se puede ver las grabaciones que Diane ha hecho por todo el Viejo Continente. Esta especie de Indiana Jones de la era digital ha visitado lugares de su Francia natal, Italia, Finlandia, España o Gran Bretaña.

Parece que el proyecto terminó a finales del año pasado, ya que desde diciembre de 2013 la francesa no ha realizado ningún otro encargo. Una pena, porque todavía hay misterios de Google Maps que necesitan ser resueltos. Como por ejemplo, el de los siameses de Inglaterra. Diane, te necesitamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *