Extraños círculos que aparecen y desaparecen en Namibia.

En los pastizales del desierto de arena de Namibia en el sur de África, misteriosas manchas desnudas conocidas como “círculos de hadas” se forman y luego desaparecen años más tarde, sin que los científicos puedan dar una explicación racional al fenómeno. Una nueva investigación sobre estos patrones extraños no termina de resolver el misterio, pero al menos revela que el mayor de los círculos puede persistir durante toda la vida.

extraños circulos de hadas en namibia

Pequeños círculos se permanecen en torno a un promedio de 24 años, mientras que los más grandes pueden existir hasta 75 años, según una investigación detallada (27 de junio) en la revista PLoS ONE. Sin embargo, el estudio arroja poca luz sobre por qué se forman, persisten y luego desaparecen en el paisaje después de décadas.

“La pregunta de porqué es muy difícil de responder”, dijo el investigador Walter Tschinkel, un biólogo de la Universidad Estatal de Florida. “Hay una serie de hipótesis sobre la mesa, y la evidencia de que ninguno de ellas es convincente.”

Los círculos de la vida

Tschinkel se interesó en el fenómeno de los círculos en el año 2005 durante un safari a la Reserva Natural NamibRand al suroeste de Namibia, en el desierto de Namib. Era su primera experiencia con los claros redondos, decenas de miles de las cuales exponen la tierra arenosa de color rojo en la zona. Poco tiempo después de que se forman éstos círculos, un anillo de hierba crece alrededor de su circunferencia, destacando el área desnuda. Continuar leyendo “Extraños círculos que aparecen y desaparecen en Namibia.”

Un robot que nunca pierde al Piedra, Papel, Tijera

La mayoría de nosotros pensamos en el conocido juego, piedra, papel, tijeras como un simple juego de azar. Otros, creen que se trata de un juego de habilidad física y psicológica.

Pero esto poco les importa a los científicos de la Universidad de Ishikawa, inventores del robot Janken, nombre que recibe éste juego en japonés. Sus creadores muestran como es imposible ganarle a su robot.

Los investigadores explican que el robot hace su movimiento una milésima de segundo después de que su oponente humano ha hecho su jugada.

“El ángulo de articulación de la muñeca de la mano del robot se controla en función de la posición de la mano humana”, explican los investigadores en la página web del laboratorio. “La visión reconoce uno de piedra, papel y tijeras sobre la base de la forma de la mano humana. Después de eso, la mano del robot interpreta a uno de piedra, papel y tijeras con el fin de vencer al ser humano en 1 ms.”

Un robot que va a ganar piedra, papel, tijeras 100 por ciento de las veces suena un poco molesto, pero los investigadores dijeron que la tecnología presenta la posibilidad de la cooperación entre humanos y máquinas en tan sólo unos pocos milisegundos.

“Esta tecnología se puede aplicar a la ayuda de movimiento de los seres humanos y de cooperación entre los seres humanos y robots, etc, sin retardo de tiempo”, escribieron los investigadores.

Curiosidades : El Bebé de piedra

En el año 1955, Zahra Aboutalib estaba embarazada y fue llevada al hospital al comenzar a sentir los dolores del parto. Mientras esperaba su turno vio como otras mujeres sufrían mientras daban a luz a sus hijos, por lo que salió corriendo del hospital.

bebé petrificado

Días después la mujer siguió soportando fuertes dolores, pero fueron desapareciendo con el tiempo cuando el bebé ya dejó de moverse. Según una creencia marroquí los bebés pueden resguardarse en el vientre de su madre para proteger su honor, lo que se llama un niño dormido, Zahra creyó que se trataba de uno de éstos.

Luego de 57 años, y con 75 años de edad, la mujer volvió a sentir los dolores de aquella vez y acudió al hospital. En las radiografías los médicos sorprendidos descubren que la paciente llevaba un feto en su vientre, y al operarla se encontraron con un bebé totalmente petrificado.

Los informes médicos indicaron que Zahra tuvo un embarazo ectópico, que ocurre cuando el bebé comienza a desarrollarse fuera de la matriz. El feto habría sobrevivido durante un período prolongado de tiempo por lo que unió la placenta a los órganos importantes de la mujer alrededor del estómago.

Según la revista de la Sociedad Real de Medicina, no se trata del primer caso de este tipo. Hasta el momento fueron consignados 209 casos de bebés de ‘piedra’, así llamados ‘lithopedions’.