El material “asesino” que se encuentra en tu celular

Mientras el primer mundo consume con avidez cualquier información que tenga que ver con la llegada del próximo iPhone, la noticia de un accidente en un yacimiento en Indonesia que causó la muerte a seis mineros no parece importar mucho. Pero resulta que las dos noticias están relacionadas de una forma siniestra.

Bloomberg Bussinessweek ha publicado un reportaje en el que se investiga a fondo la cadena de extracción y suministro mundial de estaño, un metal que se utiliza en la soldadura de diversos componentes de aparatos como teléfonos inteligentes, tabletas y ordenadores.

Gran cantidad de este material procede de minas peligrosas y a menudo ilegales en la isla indonesia de Bangka. Mientras en los lugares más pudientes del planeta los compradores hacemos la vista gorda y solo nos preocupamos por si nuestra compañía de teléfono subvenciona parte del precio de nuestro caro móvil, en ese remoto lugar el ecosistema está siendo alterado de una manera brutal: el campo está siendo destruido y la pesca -la principal forma de ganarse el dinero de los habitantes de Bangka- se está viendo seriamente afectada por culpa de las embarcaciones con dragas que literalmente acuchillan el fondo marino en busca de estaño.

La media docena de muertos a los que hacíamos referencia al principio fallecieron esta pasada primavera por culpa de un desprendimiento de tierra en una mina que había sido mal construida.

Irónicamente, las grandes empresas de tecnología compran estaño a las compañías mineras de Indonesia porque en teoría ofrecen más seguridad para sus trabajadores que las excavaciones africanas. En ese continente, los ‘minerales de conflicto’ son el motivo de guerras entre diferentes facciones.

¿Esperanza para el futuro?

A pesar del negro presente en el que nos encontramos, con mineros que se juegan la vida por un salario ínfimo y en unas condiciones insalubres, en Estados Unidos se ha aprobado una medida que puede hacer que la esclavitud provocada por los ‘minerales de conflicto’ acabe. La Securities Exchange Commision, un órgano encargado de supervisar diferentes aspectos de la industria norteamericana, va a obligar a partir de 2013 a que todas las empresas estadounidenses hagan públicos los acuerdos que han firmado con otros países sobre la extracción de minerales.

Con esta norma los ciudadanos de naciones del tercer mundo sabrán el dinero que están recibiendo por las explotación de sus materias primas, y si coincide con el precio de mercado. Así, se espera que se acaben los negocios oscuros y los tratos injustos con estos países, y que los estadounidenses puedan conocer cómo se las gastan sus multinacionales a la hora de comprar materia prima.

También es una medida que busca pacificar determinados países, como la República del Congo, en donde supuestamente los grandes compradores minerales financian a grupos rebeldes para poder controlar las explotaciones mineras y conseguir un buen precio en minerales como el oro, la casiterita y la wolframita.

Pero hasta que llegue el día en el que las compañías paguen un precio justo por las materias primas, los trabajadores cobren un salario digno y no se produzcan más muertes por culpa de los minerales, tendremos que vivir con la vergüenza de que nuestros flamantes aparatos contienen materiales manchados de sangre.

Por Nestor Parrondo / Yahoo! Finanzas España

Los riesgos del Celular… Microondas!

Maiz + Celular = Palomitas de Maiz – (Pochoclo) ?

Con motivo de la preocupación que transmite Manlio en su artículo titulado Cáncer y celulares realicé una búsqueda para encontrar pruebas de la radiación que emiten los celulares. Aqui les dejo un video de Youtube que prueba que los celulares, al menos, sirven para cocinar pochoclos… Habría que ver si el calor necesario para que el maiz se transforme en Palomitas de Maiz es lo suficientemente nocivo para nuestra salud. Pero eso lo desconozco. Agradecería comentarios al respecto.

Cáncer y celulares

Hace un tiempo me publicaron un artículo sobre el problema que ocasiona el uso de celulares. Se llamaba “Microondas y decía:…. La OMS, la organización mundial de la salud, desde hace años ha venido decepcionando postergando denuncias del poder cancerígeno de las antenas de microondas, de la telefonía celular, el wi-fi, etc. pero no se pronunciarán, estiman, hasta el 2015¿Cuántas muertes seguirán ocurriendo mientras tanto?

¿Qué no se puede prohibir algo aceptado como muy útil por muchos? La tecnología puede modificar los defectos, generalmente y si no, la prohibición de algo será el toque final, como sucede con el cigarillo, la pintura fluorescente con radio (especialmente en los cuadrantes de los relojes), etc.

Seguramente costará, casi como eliminar los motores de combustión interna, responsable de muchísimos cánceres desde su invención. La actual tecnología de microondas es MUY NOCIVA y deberá ser renovada. El daño es perdurable en las próximas generaciones!

En estos días, se han reunido especialistas médicos y pese a los intereses creados, cada vez hay más conciencia que el uso de los celulares son peligrosísimos para la salud.

Reproduzco dos artículos, uno proveniente del Perú y otro de España. Pero la repercusión es mundial

Los especialistas del Instituto de Investigación para la Energía y el Desarrollo

(Iedes) recomendaron a la población a no exponerse a una llamada de más de diez minutos pues estas aumentan de riesgo de desarrollar cáncer cerebral.

La alerta nació tras el informe de la Organización Mundial de la Salud que indicaba que la radiación del aparato podría ser dañina para sus usuarios.

“La idea de este documento científico de la Organización Mundial de la Salud (OMS) no es causar pánico, pero si advierte de las evidencias que se han encontrado en los celulares, ahora está en la categoría ‘2B’ que significa que es ‘posible’ que el celular produzca cáncer al cerebro”, explicó Rolando Paucar, director de la institución peruana.

Por otra parte, se sabe que las empresas de telefonía de todo el mundo han iniciado una evaluación de sus equipos a fin de realizar mejoras que impidan cualquier tipo de daño a sus clientes.

Lo que ha sido un tema de muchas especulaciones y debates por años se acaba de confirmar: el uso de teléfonos celulares sí podría estar vinculado a algunos tipos de cáncer.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Agencia Internacional de Investigación del Cáncer (IARC), anunciaron ayer en Lyon (sureste de Francia), que la radiación emanada por el uso frecuente de los teléfonos celulares está asociada a un “posible riesgo” de cáncer cerebral en los seres humanos.

El reporte de la OMS-IARC se refiere al desarrollo de gliomas, un tipo de tumor maligno en el cerebro.

La conclusión se tomó luego que un equipo de 31 científicos de 14 países diferentes, incluyendo Estados Unidos, revisaran estudios preliminares en torno a la seguridad en el uso de estos populares dispositivos de comunicación.

Según lo anunciaron ayer la OMS y la IARC, el equipo de científicos encontró suficiente evidencia para colocar la exposición personal a las radiofrecuencias de los celulares dentro de la categoría “2B” de “posible carcinógeno para los humanos”. En esa misma clasificación se encuentran el plomo, los escapes de humo del motor y el cloroformo.

Sin embargo, a pesar de darle esta nueva clasificación a los móviles, las autoridades de salud no fijaron un tiempo máximo de uso para que sea peligroso y tampoco dieron recomendaciones específicas, lo que viene a crear más incertidumbre y preocupación entre los usuarios.

En respuesta, la Sociedad Americana del Cáncer (ACS) dijo en un comunicado que la evidencia es suficiente para justificar la preocupación, pero que no es concluyente, por lo que sugiere más estudios. .

La pregunta que me hago siempre, ¿Será necesario que mueran varios millones para que se restrinja el uso como aconteció con el cigarrillo?

Desgraciadamente, pienso que si, el Libro Akáshico también.